Panorama

  • Regresar al inicio
  • Enviar a un amigo
  • Imprimir
  • Enviar correcciones

Servicios. Llamadas por terminales públicos han bajado 50%.

La vida privada de un teléfono público

En el país hay 15,108 terminales públicos, de los cuales 115 son accesibles solo si se llega en vuelo privado de helicóptero.

técnico. Diariamente los teléfonos públicos se comunican con una central y envían un reporte de operación. LA PRENSA/Maydeé Romero1507370
ANGEL LÓPEZ GUÍA
[email protected]

“¡Raaamóóón teléééfoono!”, grita una residente de Puerto Obaldía en la comarca de Kuna Yala.

“María, corra que le llama su hija desde la capital”, grita una vecina de Río Diego en Colón.

En pleno siglo XXI, estas dos escenas parecen sacadas de una película de las dos últimas décadas del siglo XX en que el medio para comunicarse no era el celular ni la internet, sino el teléfono público.

El antiguo aparato era el medio más buscado por los miles de estudiantes universitarios –que abandonaron sus pueblos en el interior del país para prepararse en la capital– para comunicarse con sus padres; y por extranjeros que se mudaron a Panamá para avisarles a sus familiares el envío de algún dinerito para sus gastos médicos.

Ahora esto parece cosa del pasado.

De hecho, Cable & Wireless Panamá (CWP), la empresa que más teléfonos públicos mantiene activos en el mercado (91%), calcula que durante el año 2010, el tráfico de llamadas por esta vía cayó 50%. En todo el territorio nacional la compañía tiene operando 13 mil teléfonos públicos, más los mil 300 terminales que tienen activos las otras empresas que brindan el servicio (Cable Onda, Galaxy, Advanced y Telecarrier).

Del “ejército” de teléfonos públicos que maneja CWP, 115 terminales se encuentran en poblaciones de tan remoto acceso, que solo viajando en helicóptero los técnicos de la empresa pueden llegar a ellos para realizar sus reparaciones.

La mayoría de estos terminales de difícil acceso, donde los “doctores telefónicos” acuden a ver a sus pacientes por vía aérea, se encuentran en poblaciones de Veraguas, como Santa Fe, Guasaro, Ortiga y Río Luis.

Lugares que son tan remotos, que no hay luz eléctrica, por lo que los teléfonos funcionan con celdas solares o son satelitales.

El costo de un teléfono público puede ir desde los 2 mil dólares para los modelos sencillos, hasta 15 mil dólares para los de conexión satelital.

Aunque no respiran, los teléfonos públicos sí tienen “vida propia”. Al menos una vez al día, todos los terminales del país se comunican con una central telefónica y transmiten un reporte.

Ellos tienen una memoria programada que los hace comunicarse con nosotros. Cuando llaman, nos dicen si los han descolgado, la cantidad de llamadas realizadas y el número de monedas acumuladas, entre otras informaciones” explica Josué Obando, jefe de operaciones de acceso público de CWP.

Cuando se comunican con la central, cada teléfono produce un reporte de color: verde si todo está bien, amarillo si hay una alerta, y rojo si hay un problema urgente que atender.

Como sus pares humanos, la comunidad de teléfonos públicos también es víctima de la delincuencia.

Una de las modalidades de vandalismo más utilizadas es la colocación de carrizos para obstruir el canal de monedas. Otra trampa utilizada por los delincuentes es la colocación, en el “devolvedor de monedas”, de un trozo de papel o foam para detener el cambio que no ha sido utilizado.

Para eludir a los malhechores, los técnicos de CWP recomiendan utilizar monedas de un centavo. “Esa denominación no es aceptada por los teléfonos, de modo que si la introduces por el canal, inmediatamente debe caer por debajo. Si no sale enseguida es porque el teléfono tiene una trampa”, señala Obando, al mejor estilo de un sheriff telefónico.

 

La ley no obliga a las empresas

Según las estadísticas de la Autoridad de Servicios Públicos de Panamá (Asep), en el país hay 15 mil 108 teléfonos entre públicos y semipúblicos. Estos últimos son administrados por locales comerciales que ofrecen las llamadas a clientes. En la actualidad no hay ninguna ley que les exija a las empresas que ofrecen servicios de telefonía residencial, la colocación de un mínimo de teléfonos públicos.

“En este caso rige la oferta y la demanda”, explica César Díaz, subdirector de redes de la Dirección Nacional de Telecomunicaciones de la Asep.

Lo que sí hay es una ley que obliga a las empresas de telefonía celular que incursionan en telefonía residencial, a través de equipos inalámbricos, a colocar un teléfono público por cada 450 vendidos. Este mercado aún no se ha desarrollado y, por tanto, no se han colocado los terminales, puntualiza Díaz.


Además en Panorama


Martinelli busca a los ‘culpables’ de protestas
Empresas mixtas generan ingresos adicionales
Corte Suprema advierte sobre límites al uso de la fuerza
Temblor de 4.2 grados sacudió Colón y Panamá
La vida privada de un teléfono público
TAL CUAL
Reponen fojas del Cemis
Gabinete aprueba cambios en la Lotería y crédito para basura
Siete ciudadanos aspiran a la Defensoría del Pueblo
Diputados del Parlacen se niegan a salir de instalaciones
Trabajan contra la explotación sexual comercial de menores
Mejora la producción de agua
AUDD anuncia moratoria y multas
Citan la corrupción como freno para el TPC
Crean grupo pro democracia
Cuestionan atraso en proyectos del Prodec
Fallece la dirigente civilista Astrid Wolff
Solicitan suspender debate
‘Uso de fuerza por policías debe ser reglamentado’
‘No es apelable fallo en favor de Pérez B.’
‘Panamá recibe y da apoyo en lucha contra el crimen’
Bienes de Jaime Salas seguirán congelados
Demandan reelección de García de Paredes




Los comentarios expresados son responsabilidad exclusiva de los lectores.
No representan la opinión de prensa.com

 

Deje su Comentario
   

Reglas de Uso - prensa.com


1.- El usuario se compromete a utilizar un lenguaje cordial y respetuoso. Todos los comentarios deberán ser alusivos a los temas relacionados a la noticia u otra información que quiera ser comentada. Está totalmente prohibido hacer algún tipo de referencia personal, difamar o agredir verbalmente a cualquier persona.
2.- La utilización de cualquier término, frase u oración que no sea apropiada en el debate equivaldrá a que sea reemplazada por un asterisco (*), con lo que el sentido de la opinión pudiera quedar alterado.
3.- No se permite escribir en mayúsculas cerradas. En la etiqueta de la Internet esto equivale a gritos.
4.- No se permiten incluir en los mensajes imágenes, audio y videos ofensivos.
5.- No se permiten mensajes ni temas en otro idioma que no sea el español. En caso de emitir alguna opinión en otro idioma, deberá incluir la traducción correspondiente.
6.- No se aceptan anuncios, cadenas de mensajes de correo electrónico o pirámides.
7.- Está prohibido hacer uso de esta herramienta para llevar a cabo actividades proselitistas.
8.- Prensa.com se reserva el derecho de edición y/o filtro de los comentarios enviados por los lectores, en aquellos casos que estos no sean relevantes al tema en desarrollo.
9.- Al ingresar los comentarios al foro o comentario de noticias, el autor autoriza a Prensa.com y Corporación La Prensa a publicarlo en dicha sección y cualquier otra sección dentro de Prensa.com así como en cualquiera de las publicaciones impresas de Corporación La Prensa.
10.- Los comentarios y opiniones emitidos en los blogs y/o sección de comentarios dentro de Prensa.com son responsabilidad de su autor, y no reflejan la opinión, criterio ni posición de la empresa.
11.- No se permitirán comentarios para promover sitios, ofrecer servicios, ventas, negocios o cualquier tipo de publicidad.
12.- Está prohibido incitar a la discriminación y/o el racismo, o promoverlos basándose en ideologías, corrientes u organizaciones de cualquier tipo.

* Debe leer y aceptar las reglas de uso para participar.
   
   


Ediciones anteriores

CORPRENSA: (507)222-1222
Apartado 0819-05620 El Dorado Ave. 12 de octubre, Hato Pintado Panamá, República de Panamá. - 11

Advertencia: Todo el contenido de www.prensa.com pertenece a Editorial por la democracia S.A. Razón por la cual, el material publicado no se puede
reproducir, copiar o transmitir sin previa autorización por escrito de Corporación La Prensa S.A.
Le agradecemos su cooperación y sugerencias a [email protected] y Servicio al Cliente.
En caso de necesitar mayor información acceda a nuestra biblioteca digital o llámenos al 222-1222.