BUSCADOR
  Portada | Clasificados | Foros | Ediciones anteriores | Archivo | Suscripciones | Portadas PDF | Titulares por e-mail | Contáctenos
Panamá, viernes 6 de junio de 2008
 

SUBSIDIO.LA FUNDACIÓN AMA-ME RECIBE 235 MIL DÓLARES ANUALES.

Mides denuncia maltrato a niños

Las quejas incluyen: mala alimentación, maltrato a las niñas e insalubridad de las instalaciones en Howard.

Directora de la fundación negó las acusaciones y reiteró que violaron los derechos de los menores.

CORTESÍA/Mides
VISITA. Rina Rodríguez (al centro), secretaria general del Mides, visitó a los jóvenes que fueron trasladados de la Ciudadela Jesús y María a la fundación Metro Amigo, en Tocumen.1035928
José Somarriba Hernández
Zoraida Chong

panorama@prensa.com

Funcionarios del Ministerio de Desarrollo Social (Mides) denunciaron ante una Fiscalía de Familia los maltratos contra menores de edad que ocurrían en la Ciudadela Jesús y María (CJYM), administrada por la fundación AMA-ME en Howard.

"Las hermanas de la CJYM denunciaron que los niños eran maltratados. Luego recibimos una llamada anónima en que decían que los niños estaban mal alimentados, que los custodios habían sido despedidos y que los aseadores eran quienes los cuidaban", afirmó Rina Rodríguez, secretaria general del Mides.

El Mides también solicitó a la Contraloría General realizar una auditoría a la situación financiera de la fundación, pues, además de los 235 mil dólares anuales con que la institución subsidia a AMA-ME, "el año pasado le entregamos 80 mil dólares en equipo: refrigeradoras, lavadoras, estufas, entre otros, y ahora no aparecen por ningún lado".

AMA-ME, una organización no gubernamental, se unió a la CJYM para atender a menores de edad en riesgo social. El objetivo inicial era proporcionales formación y sustento.

La funcionaria añadió que "la directora ejecutiva, Itza Pérez Polo, sin autorización del Mides, se aumentó el salario de 800 dólares a 3 mil dólares mensuales, y las condiciones de las estructuras eran de abandono y suciedad".

Una cocinera, quien laboró por cuatro meses en la fundación, y de quien se pidió reservar su identidad, dijo que "algunas noches entraban autos a buscar a los varones para llevarlos al cine, lo malo era que eso sucedía después de las 10:00 p.m., no había control".

"Los maltratos eran dirigidos especialmente a las niñas, ellas eran las menos queridas, las maltrataban. Una noche echaron a tres de ellas bajo un gran aguacero, eso lo denuncié ante el Mides; incluso los jóvenes tenían sexo con las niñas, eso lo saben los encargados", dijo.

La mujer relató cómo los privilegios estaban dirigidos a los varones, de entre 13 años y 17 años, incluso, en un pequeño parque las niñas se sentaban en las piernas de los muchachos, ante la indiferencia de los "hermanos" (los encargados).

Por ello, el Mides decidió trasladar a los 48 menores que quedaban en el lugar a la fundación Metro Amigo, en Tocumen, pero cuando esto ocurrió, el pasado lunes 2 de junio, 19 de ellos huyeron.

REACCIÓN DE AMA-ME

Por su parte, Pérez Polo, desmintió todas las acusaciones de Rodríguez. "Hubo violación de los derechos del menor, ellos estaban recibiendo clases cuando fueron trasladados", aseguró.

"Nunca he ganado 800 dólares. Yo soy directora ejecutiva, ese es el salario y está por debajo de la escala de mis responsabilidades. Ellos se llevaron los equipos, esto lo hacen para hacer daño", sostuvo.

Enfatizó que sus abogados evalúan los pasos a seguir y que, pese a que no han sido notificados de la decisión, no descartan presentar una denuncia contra el Mides.

Un ambicioso proyecto social

La Ciudadela Jesús y María (CJYM) fue creada por la Fraternidad de la Divina Misericordia de los Sagrados Corazones de Jesús y María, una sociedad apostólica integrada por clérigos, religiosos y laicos.

Los orígenes de la organización se remontan a mediados de la década de 1980 en Colón, pero a la provincia de Panamá llegó en 2006, cuando el Gobierno le asignó 10 edificios en Howard.

La Ciudadela es administrada por la Fundación AMA-ME – que también se desprende de la Fraternidad–, y que en marzo de 2007 firmó un convenio con el Ministerio de Desarrollo Social (Mides) para atender a menores de edad en riesgo social.

AMA-ME tenía entre sus planes, según consta en su página web, crear en la Ciudadela una escuela vocacional e incorporar programas de formación deportiva y desarrollo cultural para los menores.

El costo estimado de este plan, que debía llevarse a cabo entre 2007 y 2009, sería de 2.4 millones de dólares distribuidos en los tres años.

Hasta el momento del traslado de los menores, el proyecto no se concretó.

Según fuentes de la fundación, porque nunca se contó con fondos suficientes, que esperaban recaudar a través de donaciones privadas.

© 2008. Corporación La Prensa. Derechos reservados.
 
 
 
© 2008. Corporación La Prensa. Derechos reservados.
Advertencia: Todo el contenido de www.prensa.com pertenece a Corporación La Prensa S.A. Razón por la cual, el material publicado no se puede reproducir, copiar o transmitir sin previa autorización por escrito de Corporación La Prensa S.A.
Le agradecemos su cooperación y sugerencias a internet@prensa.com y Servicio al Cliente.
En caso de necesitar mayor información accese a nuestra biblioteca digital o llámenos al 222-1222.
Corporación La Prensa: (507)222-1222
Apartado 0819-05620 El Dorado Ave. 12 de octubre, Hato Pintado Panamá, República de Panamá